El Patrimonio Cultural Inmaterial, reconocido como recurso de desarrollo social y económico durante las I Jornadas celebradas en Villafranca del Bierzo

Organizadas conjuntamente por el Ayuntamiento de Villafranca y el Instituto de Estudios Bercianos, del 22 al 24 de octubre, en ellas se definieron varias actuaciones y propuestas.

25 octubre 2021.- Las I Jornadas de Patrimonio Cultural Inmaterial (PCI) que se han celebrado en Villafranca del Bierzo durante el pasado fin de semana han explicado el concepto de PCI, tal y como fue definido en la Convención de la UNESCO de 2003, sobre su salvaguardia. Éste consiste en los usos, representaciones, técnicas y conocimientos que las comunidades, grupos e individuos, reconocen como parte de su patrimonio cultural. Este patrimonio les da un sentimiento de identidad y continuidad, y lo recrean y transmiten continuamente de una generación a la siguiente. Y se manifiesta en varios ámbitos, como festividades, usos sociales, artesanía tradicional, conocimiento de la tierra y la naturaleza, gastronomía, danzas y tradiciones orales, entre otros.

En las Jornadas hemos contado con la presencia del Director del Gabinete del Presidente de la Junta de Castilla y León, Camilo Vázquez Bello, del diputado provincial Luis Alberto Arias y del presidente del Consejo Comarcal, Gerardo Álvarez Courel.

Intervenciones prioritarias

En las mesas de trabajo técnicas, formadas por representantes de las comunidades portadoras de este PCI se ha definido su valor como recurso social y económico para el desarrollo local sostenible. Tras un fructífero intercambio y debate se ha llegado a un documento consensuado como declaración final, en la que se reconocen los esfuerzos realizados hasta ahora por parte de las administraciones e iniciativas locales, pero donde se resaltan también los problemas a los que se enfrenta este patrimonio. Por lo cual, los participantes solicitaron a las administraciones, entidades académicas y culturales, especialmente a la Junta de Castilla y
León, Diputación de León, Consejo Comarcal, ayuntamientos, Confederación Hidrográfica, IEB y universidades una serie de intervenciones que consideran prioritarias, como:

  • La confección de un inventario comarcal de este patrimonio que sirva como base para la identificación de medidas y políticas prioritarias para su salvaguarda;
  • La actualización de la Ley de Patrimonio Cultural de la Junta de Castilla y León que incluya las medidas necesarias para la salvaguarda de este patrimonio y especialmente la elaboración de un censo que recoja de forma sistemática los bienes de PCI, tanto aquellos considerados como BIC, como otros inventariados;
  • Desarrollar y buscar financiación para elaborar una estrategia de salvaguardia que facilite el uso de este patrimonio como recurso social y económico para el desarrollo de nuestro territorio.

El IEB, encargado de pilotar las actuaciones

Para todo ello se ha propuesto al IEB como encargado de llevar a cabo una serie de actuaciones que faciliten la aplicación de esas medidas y las extienda a los diferentes municipios del Bierzo.

Entre las actuaciones que va a desarrollar el IEB están elaborar una página web con acceso público a todas las actividades futuras en este campo, proponer actividades en otros municipios junto a los ayuntamientos para replicar la experiencia de estas jornadas, o elaborar una estrategia comarcal integral respecto al PCI en colaboración con otras entidades gestoras de bienes reconocidos de manera internacional como Las Médulas, el Camino de Santiago o la Reserva de la Biosfera.

CENTROS DE ESTUDIOS LOCALES REINO DE LEÓN

PATROCINIOS

ENTIDADES COLABORADORAS

CECEL